Connect with us

Hola, qué estás buscando?

SOCIEDAD

Condenaron a tres años y medio de prisión al hombre que le arrojó un botellazo a Javier Milei

Luego de un juicio abreviado, el hombre que arrojó una botella de vidrio al presidente Javier Milei fue condenado a más de tres años de prisión y se someterá a un tratamiento de desintoxicación.

Gastón Ariel Mercanzini, el hombre que le arrojó un botellazo a Javier Milei el día que asumió como presidente, recibió una condena de tres años y medio a prisión mediante un juicio abreviado. Mercanzini tenía antecedentes por un episodio de violencia de género.

La jueza de la causa, María Eugenia Capuchetti, homologó el acuerdo entre Mercanzini y la fiscalía, por lo que dispuso una pena de un año y medio por el incidente del botellazo y una unificada de tres y medio por otra causa en su contra. El condenado estaba detenido por un episodio de violencia de género y había pactado la pena la reconocer su responsabilidad, lo que lo mantendría recluido por al menos dos años y cuatro meses.

La condena del episodio del botellazo es por «lesiones leves agravadas«, al haber sido contra un integrante de las fuerzas de seguridad. El 10 de diciembre de 2023, mientras el recién nombrado presidente, Javier Milei, era trasladado hasta la Casa Rosada en un auto custodiado, Mercanzini arrojó una botella de vidrio que voló a centímetros de la cabeza del mandatario, pero que terminó hiriendo al subcomisario Guillermo Armentano, uno de los custodios del presidente.

La secuencia quedó registrada por cámaras de televisión y celulares, pero gracias a una cámara de seguridad se pudo conocer la identidad del culpable. Gastón Mercanzini es un militante kirchnerista y abiertamente peronista, sirvió como funcionario público en la Municipalidad de Concepción del Uruguay, en Entre Rios hasta 2013. Semanas antes del hecho, había recuperado su libertad tras haber estado detenido por daños agravados.

Actualmente, Mercanzini se encuentra detenido en el penal de Marcos Paz. Según declara Infobae, Mercanzini pidió someterse a un tratamiento de desintoxicación y rehabilitación hasta su recuperación. «Quiero pedirle disculpas al Presidente y a su hermana. No quise lastimar a nadie, no tuve ninguna intención de hacerlo. Yo no tengo militancia política, las fotos que aparecieron en los medios con dirigentes políticos me las saqué de cholulo», declaró Mercanzini durante el juicio.

Advertisement