Fuertes declaraciones de Macri: le apuntó a Alberto Fernández, a Cristina, a Massa y a Moyano

"Todas las cosas que me dijo eran falsas, mentiras", aseguró el jefe de Estado sobre el precandidato a presidente del Frente de Todos.
<a href="https://elintransigente.com/politica/2019/07/11/fuertes-declaraciones-de-macri-le-apunto-a-alberto-fernandez-a-cristina-a-massa-y-a-moyano/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-11T10:19:29-03:00">julio 11, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-11T13:12:48-03:00">julio 11, 2019</time></a>

El presidente Mauricio Macri, más en su rol de precandidato en búsqueda de la reelección por Juntos por el Cambio, brindó una entrevista en la que centró sus críticas al Frente de Todos, su principal rival en las elecciones. “El camino que ellos proponen genera un rechazo en el mundo entero y una destrucción de futuro para los argentinos”, aseguró, y luego les apuntó individualmente a integrantes.

Como bien publicó El Intransigente, Macri lideró en el día de ayer un encuentro, en Parque Norte, en el que su espacio definió las estrategias de cara a las inminentes elecciones. Parecería que una de estas tácticas que emplearán serán las críticas y los ataques contra los miembros de la alianza kirchnerista. La gobernadora María Eugenia Vidal fue la primera en hacerlo y ahora, fue el turno del mismísimo Macri.

El precandidato a presidente del Frente de Todos, Alberto Fernández, fue el primer blanco del jefe de Estado. “Tuve dos reuniones con él, una peor que la otra. Todas las cosas que me dijo eran falsas, en todo lo que se comprometió eran mentiras. No fueron reuniones felices”, comentó el presidente en el programa televisivo “En Diálogo con Longobardi”, programa de la CNN.

Lógicamente, y con críticas más extensas, Macri se dirigió hacia Cristina Kirchner, precandidata a vicepresidenta. “Ella ve a la política como una imposición y una negación, porque no solo se niega la realidad económica todos los días, la relación social, se niega la violación sistemática de las instituciones democráticas y se plantean cosas como que la Justicia deje de ser un poder independiente”.

Entre esas violaciones, el mandatario acusó los propósitos de censura en los medios. “Se intenta presionar y ejercer un control de los contenidos”, aseguró y, en cambio, lo diferenció con su gestión: “Nosotros hemos demostrado que se puede convivir con medios totalmente opositores, aceptar que tengan una visión distinta de la realidad aunque, a veces, a uno le duele porque no reconocen ni lo que es obvio”.

La siguiente víctima del presidente fue el precandidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires, Sergio Massa. “Habiendo hecho los esfuerzos para convencerlo de por dónde iba el mundo y habiendo visto cómo se comportó, no me sorprendió. Y… alguna ventajita debe haber sacado”, lanzó, fuertemente, sobre el líder del Frente Renovador.

También cargó contra los sindicalistas “patoteros”

Macri también tuvo tiempo para opinar sobre los sindicalistas Hugo Moyano, de Camioneros, Sergio Palazzo, de La Bancaria, y Pablo Biró, de los aeronáuticos, a quienes llamó “patoteros”. “Hubo muchos años algo, que en la década kirchnerista se profundizó, de cómo profundizo el estafar al otro, de cómo puedo apropiarme del trabajo de otro”, enfatizó.

A raíz de esto, el jefe de Estado se descargó contra Moyano, con quien tiene una disputa personal desde hace varios meses y hasta lo catalogó de “mafioso”. “La discusión que tengo con el señor Moyano es porque cuando él cobra las cosas que cobra para su gremio, por izquierda, por derecha, lo que hace es dejar a mucha gente sin trabajo”, acusó en esta oportunidad.

Sobre el líder de los bancarios, quien inició un enfrentamiento contra las empresas fintech, tales como Mercado Libre, sostuvo: “Es otro prepotente. Quiere avanzar sobre un sistema que desde la tecnología le mejora el servicio a la gente. Argentina va rumbo a que en los próximos meses todos paguemos con el teléfono y el Gobierno apoyará estos desarrollos, más contra este tipo de actitudes patoteras”

Por último, Macri se refirió a los gremios aeronáuticos, quienes la semana pasado llevaron a cabo medidas de fuerza que afectaron a miles de pasajeros. “Hay un 90 y pico por ciento de los argentinos que todavía no vuela con frecuencia, a pesar de la revolución de los aviones, porque tiene que pagarle a Biró todos su privilegios e ineficiencias que cuestan miles de millones de pesos por mes”, culpó.

Aerolíneas Argentinas hoy sigue costando más de 2.000 millones de pesos por mes, y este señor no solo no se pone a ayudar para que los argentinos no tengamos que poner ese dinero que necesitamos para mejorar la educación o llevar cloacas, sino que se opone a la llegada de otras líneas aéreas. Es una cosa disparatada. Él tendría que estar contento porque con más líneas, más pilotos van a volar”, concluyó.