Daer indicó que no habrá cláusulas gatillos pero sí "revisiones al índice de costo de vida"

El líder de la CGT indicó que "la dinámica paritaria es un esquema propio". Además, negó rotundamente la posibilidad de un paro general.

El secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT), Héctor Daer, quien ayer se reunió con el presidente Alberto Fernández, señaló que las cláusulas gatillo no abundarán y que sí lo harán las “revisiones al indica de costo de vida”. Además, comentó que no cree que se determine otro decreto con sumas fijas y negó rotundamente un paro general.

Como publicó El Intransigente, ayer, en la Casa Rosada el líder de la central obrera almorzó con el jefe de Estado. “Conversamos de todo: de estos 60 días de Gobierno, sobre la baja de la inflación, de la proyección y del recupero de los ingresos para este año. Por supuesto, también charlamos de los precios y de la deuda externa”, reveló el dirigente.

Enfocándose a lo que respecta a los salario de los trabajadores, indicó que la cláusula gatillo no tendrá un gran desarrollo en las negociaciones. “Lo que hay que seguir teniendo son revisiones porque irán readecuando el salario a una realidad económica y a la de la actividad. Esto permitirá no perder el poder adquisitivo y llevar un control”, replicó.

“Será más activa y dinámica la negociación”, recalcó. A su vez, manifestó que no es factible “tomar un mecanismo de negociación universal” ya que “hay salarios que perdieron poquito con la inflación y otros, más”. Además, sostuvo que no habría otro decreto con sumas fijas impulsado por el Estado ya que solo “sirvió en estos momentos para sacar a los que estaban más postergados”.

“¿Paro general? No está ni en carpeta”

“Ahora, la dinámica paritaria es un esquema propio para cada una de las actividades”, enfatizó. También, observó que “el desarrollo de la economía argentina se va a ver facilitado si el acuerdo con los acreedores es positivo”. Para finalizar su diálogo con Radio La Red, negó rotundamente la posibilidad de un paro general: “Ni hablar, eso no está ni en carpeta”.

Compartir en: