El oficialismo rechazó las sesiones mixtas propuestas por Juntos por el Cambio

La oposición buscaba implementar un sistema mixto con presencia de algunos senadores en el recinto.

En la jornada del miércoles, el Senado de la nación discutieron la posibilidad de sesionar bajo un modelo mixto. Esta propuesta fue acercada por la oposición como una alternativa para continuar trabajando en medio de la cuarentena por el coronavirus. La alianza del Frente de Todos manifestó su desacuerdo y desestimó la viabilidad del sistema. Por su parte la Cámara diputados ya comenzó a sesionar de forma virtual.

Los funcionarios oficialistas respaldaron el plan de la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner y la actividad en el pode Legislativo estará a disposición de la estrategia sanitaria. El jefe de la bancada, José Mayans, expresó su desacuerdo con la modalidad. Aún así, valoraron el planteo de conectarse a la sesión remota desde edificios no oficiales. De esta manera, se permitirá sesionar de forma más flexible y respetarán mejor los tiempos de debate.

La negativa a la propuesta podrá en marcha una nueva negociación, la cual continuará en los próximos días. Juntos por el Cambio propone la presencia de tan sólo 15 de las 72 bancas durante los debates en la Cámara Alta. Como contra partida, el oficialismo busca que todos los senadores y senadoras estén conectados a internet. Cristina Fernández y sus funcionarios permanecería el estrado.

La respuesta del oficialismo

José Mayans y Anabel Fernández Sagasti presentaron un comunicado en el que contradecía la propuesta opositora. “Se estaría propiciando un trato desigual y, en cierta forma, discriminatorio entre los senadores y senadoras que conformamos el H. Senado. Nos parece inaceptable que los senadores tengan distintas posibilidades de participación. El trato debe ser igual para todos”, señala el documento.

Finalmente remarcaron: “Los senadores que residen en provincias alejadas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires no tendrían las mismas posibilidades de participación y, para participar de forma presencial, deberían exponerse a riesgos mayores que sus pares” Luego agregan que de esta forma: “Tendríamos un recinto con participación mayoritaria de las provincias centrales y escasa o nula representación del interior profundo de nuestro país”.

Compartir en: