El titular de la Oficina Anticorrupción defendió la decisión respecto a las causas "Hotesur" y "Los Sauces"

Felix Crous determinó que la entidad no intervenga en dos procesos judiciales referentes a la familia Kirchner.

La Oficina Anticorrupción anunció en el día de hoy que dejará de ser querrellante en las causas “Hotesur” y “Los Sauces“, tal como precisó El Intransigente. En las mismas se encuentran involucrados tanto la vicepresidenta, Cristina Kirchner como sus dos hijos, Máximo y Florencia. Al conocerse la noticia, el titular del organismo, Felix Crous salió a explicar la decisión.

En declaraciones radiales, el funcionario señaló que la decisión obedece a un proceso de “reordenamiento judicial”, el cual tiene como fin “priorizar” y “acortar” determinadas funciones preventivas. Aseguró que llevará adelante la misma determinación respecto a otros expedientes judiciales. Además en cuanto a las causas que refieren a la familia Kirchner, indicó que las dos se hallan vinculadas con el lavado de dinero y que el organismo estatal encargado de investigar ese delito es la Unidad de Información Financiera.

Siguiendo esa línea sostuvo que, acorde con su entender, si el Estado ya cuenta con una entidad que aborda ciertos temas, entonces los procesos que refieran a esas cuestiones deben ser derivados a esa institución. Por lo tanto, subrayó que cada organismo tiene que querrellar en las temáticas que le competen y brindar la resolución correspondiente. En consecuencia, remarcó que la Oficina Anticorrupción “jamás” debería haber sido querrellante en las causas de “Hotesur” y “Los Sauces”.

Es más subrayó que la Justicia nunca debería haber permitido que eso sucediera. Es por eso, que señaló que tomaron la decisión de no formar más parte de ambos procesos y manifestó que se trata del “primer capitulo” de muchos más que responderán a otros expedientes judiciales, cuyo fin es “reordenar” la intervención judicial de la entidad. Por lo tanto, desistirán de muchas causas y accionarán en muy pocas.

Por último, adelantó que habrá casos en los que efectuarán la denuncia ante el Ministerio Público y la cartera luego hará “su trabajo”. Explicó que todas estas determinaciones tienen como objetivo evitar que el organismo lleve a cabo una labor “anómala”, ya que, expresó que cada entidad debe actuar respecto a los procesos que le competen. Para concluir, destacó que esa es la forma en la que, él entiende, que la Oficina Anticorrupción debe manejarse.

Compartir en: