Pandemia entre muros

La Procuración Penitenciaria de la Nación recomendó medidas para prevenir a los presos del COVID-19.

La crisis por la pandemia del COVID-19 encendió una luz de alarma en las cárceles argentinas frente a un potencial brote intracarcelario. Por ello, el Procurador Penitenciario de la Nación, Francisco Mugnolo, recomendó la elaboración de un protocolo para la prevención del nuevo coronavirus, acorde con lo consignado en Diario Judicial.

Mugnolo solicitó a las autoridades penitenciarias tomar las medidas correspondientes de higiene y salubridad en las distintas dependencias de detención.  Esta propuesta se suma a la reciente acordada de la Cámara Federal de Casación Penal.

En los últimos años la PPN viene advirtiendo el fuerte incremento de la población detenida y la crisis carcelaria que provoca, lo que deriva en una serie de “obstáculos para el acceso a derechos fundamentales y la profundización de las malas condiciones materiales en que se desarrolla la privación de la libertad”. Cabe recordar que en abril del 2019 se declaró la Emergencia Carcelaria y se conformó un Comisión interinstitucional con el fin de mitigar las distintas problemáticas que se hallan en las prisiones federales, según lo informado por Diario Judicial.

Días atrás, la Cámara Federal de Casación Penal emitió la acordada 03/20 y señaló la preocupación sobre la situación de las personas privadas de libertad “debido a las particulares características de la propagación y contagio de la infección y las actuales de detención en el contexto de emergencia penitencia formalmente declara”.

La Cámara también resaltó la situación particular de encierro de mujeres que se encuentran embarazadas o conviviendo con sus hijos en establecimiento del SPF y recomendó a los jueces federales tener en cuenta la situación de las mujeres embarazadas o con hijos en contexto de encierro con el fin de analizar la procedencia de alguna medida alternativa de prisión.

En este contexto, el Procurador Penitenciario recomendó a la Ministra de Justicia de la Nación la adopción con carácter de urgente y en forma conjunta de un protocolo para la prevención del COVID-19 en contexto de encierro. Solicitó, además, que se convoque a la PPN para su conformación y tener especial rigurosidad en el cuidado con aquellas personas que pertenecen al grupo de riesgo sanitario.  

Asimismo requirió garantizar el estado de limpieza de los establecimientos y la provisión de elementos de higiene y limpieza a las personas privadas de libertad suficientes que “les permita realizar las medidas sanitarias que se sugieren a los efectos de evitar la propagación”.

También se recomendó al Director Nacional del Servicio Penitenciario Federal que adopte de manera urgente las medidas necesarias para la definición de un plan de contingencia. Asimismo requirió garantizar el estado de limpieza de los establecimientos y la provisión de elementos de higiene y limpieza a las personas privadas de libertad suficientes que “les permita realizar las medidas sanitarias que se sugieren a los efectos de evitar la propagación”.

Compartir en: