Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Sputnik V

POLÍTICA

Argentina no recibirá más vacunas de Rusia: el historial de los retrasos en las entregas y la carta de la polémica

Tras el anuncio de la ministra de Salud la Sputnik retrasada no llegará al país.

<


Alberto Fernández próximo a arribar en Moscú, donde se encontrará con Vladimir Putin, la ministra de Salud, Carla Vizzotti, anunció que nuestro país no le pedirá a Rusia las 9,5 millones de dosis de Sputnik V del contrato vigente porque se fabricarán en el laboratorio Richmond de Pilar. Comunicó que la ANMAT (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) “ha autorizado el registro para uso de emergencia del laboratorio Richmond como comercializador de la vacuna Sputnik del Fondo Ruso de Inversión Soberana”.

Vizzotti realizó la semana pasada un viaje a Moscú donde se entrevistó con el director del Instituto Gamaleya, Alexander Ginstburg. En el Gamaleya fue donde se desarrolló la Sputnik V. Allí, Argentina reafirmó el compromiso de seguir colaborando con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los datos de efectividad y seguridad con los que cuenta Argentina con el objetivo de ampliar la información para el proceso de evaluación de la vacuna Sputnik V. Es para la incorporación en la lista para la autorización de uso de emergencia con toda la información. Se estima que Rusia completará el envío de la información a fin de este mes y se programaría la visita final por parte de la OMS durante el mes de febrero.

La entrega de las vacunas rusas viene retrasada desde la firma del acuerdo de compra de los complementos. Los problemas continuaron durante varios meses con una situación que no se solucionó aún. Además, esta 9,5 millones vienen de acumulaciones de atrasos en entregas.

Las polémicas por los retrasos

La Sputnik V, si bien fue la primera en llegar al país y ser la segunda más aplicada, está envuelta en problemas. Desde el primer cargamento que llegó y el primer acuerdo firmado por 20 millones de vacunas, hubo tardanzas en su llegada.

En enero de 2021, Rusia reconoció demoras en la producción de su segundo componente de la vacuna rusa. Habían llegado las primeras, pero luego de ese retraso, llevó meses poder solucionar el problema. Personas llegaron a vacunarse muchos meses después, y algunos debieron esperar a que se apruebe la fusión de vacunas de distintas marcas.

El Ministerio de Salud de la Nación difundió en enero de ese año un cronograma de vacunación que preveía que durante enero de 2021 iban a llegar al país 5 millones de dosis de la vacuna rusa. Esas, obviamente no llegaron y retrasaron el esquema de vacunación. Luego con la llegada de otras vacunas pudo resolverse.

El problema continuó por julio del año pasado cuando el Gobierno nacional tomó la decisión de reclamarle a los rusos. Pedía que se complete la primera entrega acordada. Luego de un tiempo el Instituto Gamaleya, reconoció el problema y lanzó un comunicado sobre el problema.

«El Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF) recibe con agrado la declaración del Ministerio de Salud de Argentina comunicando que la cooperación en el marco del contrato existente sobre el suministro de la vacuna Sputnik V a la Argentina continúa y no hay planes para revisar o rescindir el contrato», expresó el organismo en aquel momento. También había prometido que «para septiembre de 2021 se acelerará la producción de Sputnik V» como consecuencia de «la localización de la producción en muchos países», como Argentina, India, China, Corea del Sur y otras naciones.

Luego los problemas parecieron solucionarse y la producción se incrementó. Pero, los esquemas que venían con Sputnik V fueron completados muchas veces con otras vacunas y lo mismo sucedió con las terceras dosis. Ahora, el país no recibirá más la vacuna desde Rusia y comenzará a producirla en el país.