Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Congreso

POLÍTICA

¿Qué dice la Constitución?: exigen que el acuerdo con China sea aprobado en el Congreso de la Nación

Los reclamos desde la oposición no tienen el sustento que ellos aseguran.



Durante esta semana, Alberto Fernández estuvo de gira en Rusia, China y Barbados, donde avanzó con ciertos acuerdos comerciales para el ingreso de capitales extranjeros a la Argentina. Sin embargo desde Juntos por el Cambio, partido al cual está aliada Margarita Stolbizer, exigen que el ingreso a la Ruta de la Seda más el préstamo por USD 20.000 millones para invertir en obra pública sea tratado en el Congreso de la Nación.

La presidente del GEN, reclamó vía Twitter que «de la misma manera que un acuerdo con el FMI o cualquier deuda debe pasar por el Congreso, también hay que aprobar acuerdo con China» porque se compromete la obra pública por financiamiento algo que es igual que «emitir un bono para licitar la obra» según ella. Además, se respaldó con que «solo basta leer la Constitución Nacional Art.75 inc.4, 7 y 22» para saberlo.

Detalle a tener en cuenta es que en febrero pasado se aprobó que «el endeudamiento en moneda extranjera bajo ley extranjera, y con prórroga de jurisdicción, requiera autorización del Congreso de la Nación», algo que no queda dentro del pacto con China porque no tiene carácter de deuda externa sino que es un entendimiento para la financiación de obras públicas.

¿Qué dice la Constitución Nacional?

Sin embargo, el escrito de la diputada no tiene el sustento esperado ya que la Constitución, en el artículo e inciso especificado no contempla esto. Allí se detalla que una de las atribuciones del Congreso es «arreglar el pago de la deuda interior y exterior de la Nación» aunque en ningún momento detalla que la incorporación a un proyecto comercial deba ser debatida o aprobada, que es justamente de lo que trata la Nueva Ruta de la Seda.

Por su parte, el inciso 22 le da la funcionalidad al Congreso de «aprobar o desechar tratados concluidos con las demás naciones y con las organizaciones internacionales y los concordatos con la Santa Sede». Si uno lee con detenimiento, habla de «tratados concluidos» que es algo que aún no ocurre puesto que es un principio de entendimiento firmado que aún no tomó ese carácter porque falta el memorándum que llegará entre marzo y abril.