Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Ciudad de Buenos Aires

POLÍTICA

Reunión clave entre Nación y Ciudad de Buenos Aires por el subsidio al transporte: todo lo que hay que saber

Se anticipa que será una extensa discusión con fuertes diferencias políticas.

<


El Gobierno nacional y el Ejecutivo de la Ciudad de Buenos Aires comienzan a discutir el traspaso de la competencia de 32 líneas de colectivos a la administración porteña. Este movimiento significaría el fin del subsidio de Nación a este transporte público de CABA -algo que sucede en otras provincias- y llevaría a que se triplique el valor del boleto. Todo lo que tenés que saber sobre el encuentro y el debate que involucró a los mandatarios provinciales del resto del país

El ministro de Transporte de la Nación, Alexis Guerrera, recibirá este jueves a dos enviados de Horacio Rodríguez Larreta:  el ministro de Gobierno porteño, Jorge Macri y el jefe de Gabinete de la Ciudad, Felipe Miguel, informó NA. A su vez, a este cónclave se le sumará un segundo encuentro a partir de las 15:00 hs. Allí, el secretario de Transporte nacional, Diego Giuliano se sentará junto con la secretaria porteña del área, Manuela López Menéndez y el ministro de la Provincia, Jorge D’Onofrio, centrados en debates más técnicos sobre la operatividad. 

Si bien es un primer acercamiento para sentarse a dialogar, se espera que la discusión no se defina en las próximas horas sino que demanda extensas jornadas de debate. Hasta el momento, desde Nación se mostraron decididos en avanzar con el recorte a los subsidios alegando que CABA recibe una cifra extraordinaria bajo este concepto (14.600 millones de pesos) y apunta a que Larreta se haga cargo del costo escudándose en el planteo de autonomía del porteño. 

La Ciudad plantea su autonomía, pero ser autónomo significa autofinanciarse, y a la Ciudad la cuesta mucho entender eso”, enfatizó el Jefe de Estado en declaraciones radiales. Según explicaron desde la Casa Rosada y el Frente de Todos, la Nación destinó durante el año pasado alrededor de 14.600 millones de pesos en conceptos de subsidios al transporte de CABA, mientras que para todo el resto del país solo erogó un total de 28 mil millones. 

“Abrimos el diálogo para devolverle a la Ciudad de Buenos Aires aquello que las provincias tienen y controlan por sí mismas: las líneas de colectivo que circulan en su territorio. Queremos establecer un sistema razonable, que sane la brecha actual”, insistieron desde el Ministerio de Transporte nacional. 

La postura de CABA

En la vereda de enfrente, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y legisladores de Juntos por el Cambio advirtieron que la iniciativa de recortar subsidios tiene una intencionalidad política. “Quieren que los porteños paguen el ajuste”, subrayó en más de una oportunidad Felipe Miguel, el principal vocero de CABA en el conflicto.

Y anticipó: “Si pretenden traspasar esas competencias hay que sentarse a dialogar y cumplir con la Constitución, que dice que haya un acuerdo entre las jurisdicciones, que haya leyes que avalen ese acuerdo y que se traspase con las partidas presupuestarias correspondientes”

Otros de los que agarró el micrófono fue el alcalde Horacio Rodríguez Larreta, quien subrayó que el traspaso de las 32 líneas de colectivos “es una muestra más de los embates del Gobierno nacional contra la Ciudad”. En ese sentido remarcó, que se trata de un “avance que atenta contra los ciudadanos de la Ciudad” y lo comparó con conflictos previos. 

En este listado, incluyó las disputas por la quita de coparticipación de Nación a la Ciudad por el traspaso de la competencia de la Policía Federal a CABA y el conflicto por el inicio de clases. Ambas peleas entre ambos culminaron con reclamos de la Capital Federal ante la Corte Suprema, quien falló a favor de los porteños en el último caso. 

El impacto en el boleto

Actualmente el boleto está $18 en Capital Federal con el porcentaje de ayuda estatal de Nación y, en caso de que se efectivice el traspaso, desde la Ciudad advirtieron que la tarifa mínima podría costar entre 40 y 45 pesos. De este modo, el boleto se equilibraría con el valor en el resto del país. 

En Córdoba o Santa Fe el precio es de $59,35. Mientras tanto, en ciudades como Necochea o San Martín de Los Andrés el boleto está $80 y reciben un subsidio de entre el 20 y 25% por lo que pagan más de cuatro veces más que en la Ciudad de Buenos Aires. En Jujuy el boleto para recorridos urbanos cuesta $45, un peso menos que en Chubut y $16 menos que en Neuquén. 

La palabra de los gobernadores

La discusión se federalizó e involucró a distintos mandatarios provinciales que expresaron su postura al respecto. Los gobernadores del Frente de Todos cerraron filas a favor de Alberto Fernández con críticas al alcalde porteño. Incluso, el revés para Larreta llegó también desde un hombre de peso de Juntos por el Cambio. 

El mandatario jujeño y presidente de la UCR, Gerardo Morales, llevó agua para Nación y dijo que CABA  “no produce nada y ahí está toda la plata”. “¿Cuánto pagan ustedes el boleto? 18 pesos. Y los ‘changuitos’ en Jujuy lo pagan 50. Eso tampoco es justo”, expresó. Sin embargo, después reculó y dijo que “sería injusto que el gobierno nacional solo le quite subsidios a la Ciudad”. 

Este escenario de múltiples frentes de debate abre paso a un complejo escenario y anticipa una larga discusión con roces políticos y diferencias técnicas. En el medio, los usuarios del transporte público porteño comienzan a preocuparse por un nuevo golpe al bolsillo que complica, aún más, la vida de los vecinos.