Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Sergio Lapegüe

ESPECTÁCULO

Sergio Lapegüe dio un importante paso: «Después de casi dos meses»

El momento finalmente llegó.

<

Lo quiso compartir delante de cada uno de sus seguidores. Y es que hace algunas semanas, Sergio Lapegüe, uno de los periodistas más importantes y prestigiosos de los medios de comunicación de nuestro país, se mostró conmovido por la mudanza de su hija, Mica Lapegüe. Sucede que la joven actriz se fue a vivir sola, generando un verdadero revuelo en la familia del comunicador.

Ahora, fue en sus redes sociales, más precisamente en su cuenta de Instagram, donde el conductor de TN y de La 100 FM mostró el momento en el que fue al departamento de su hija por primera vez. “Pasaron dos meses y no sé por qué no iba a conocer el depto de @micalapegue. Ponía excusas. Falta de tiempo. Estaba en la otra punta. Ya voy a ir… etcétera”, aseveró en un texto que mostró.

“El tema después de terapia era que aún no quería admitir que la nena de papá ya creció y vivía sola. Por eso me costó tanto dar ese paso, sencillo pero trascendental para mí. Y así fue, después del noticiero me animé…”, aseveró Sergio Lapegüe dejando muy en claro que es un paso muy importante para él. “Ella es mi orgullo. Talentosa. Divertida. Creativa. Intensa”, manifestó.

“Buena persona. Que ahora vive sola… diossssss que rápido pasa todo…”, sostuvo el periodista. En el video que mostró delante de los cibernautas, se lo podía ver llegando en el auto al nuevo hogar de la rubia. Después de ingresar al departamento, fue mostrando los diferentes lugares, mostrándose siempre divertido y fiel a su estilo al encontrarse con su hija mayor en una situación muy especial.

“Después de casi dos meses de que se fue a vivir sola, he tomado la determinación de ir a conocer el departamento de Mica… No tenía eso que hay que tener, viste. Pero bueno, ya estoy cortando el cordón umbilical”, aseveró. “Si entro acá ya admito que te fuiste de casa… Voy a llorar”, señaló al momento de ingresar, generando la reacción de Mica. “Uy, no, tampoco la pavada”, finalizó.