Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
ataque al Congreso

POLÍTICA

La millonaria cifra que saldrá arreglar la Plaza Congreso tras los incidentes

El costo deberá ser afrontado por la ciudad de Buenos Aires.

<


Diputados dio media sanción ayer al acuerdo con el FMI en medio de un marco de protestas que llevaron adelante diversas organizaciones en las afueras del Congreso, las cuales provocaron distintos incidentes. En consecuencia reparar la Plaza Congreso tendrá un costo total de 9.750.000 pesos, acorde con los datos del área de Espacio Público de la ciudad de Buenos Aires difundidos hoy por Eduardo Feimann.

Esta mañana en su programa Y Alguien tiene que decirlo en Radio Mitre, el periodista hizo hincapié en que ese dinero «saldrá de aquellos que vivimos en la ciudad de Buenos Aires y pagamos impuestos» y precisó que esos casi 10 millones de pesos comprenden «el trabajo de barrendero, contenedores, vandalizado, alumbrados, limpieza, etcétera».

No es la primera vez que en esta plaza ocurren incidentes. En 2017, diversas organizaciones se hicieron presentes frente al Congreso para manifestarse en contra de la reforma previsional que los legisladores estaban discutiendo en ese entonces. Fue así como ocurrieron graves episodios de violencia en los que las piedras, balas de goma y gases lacrímogenos fueron los protagonistas.

Uno más tarde, en 2018 un episodio similar se dio cuando el Congreso estaba debatiendo la ley de Presupuesto. Otra vez, las piedras, los palos y la violencia coparon las calles de las inmediaciones al Poder Legislativo con el objetivo de suspender la sesión. Si bien lograron que la discusión quedara paralizada por unas horas, finalmente la normativa se aprobó.

Ataque al despacho de Cristina Kirchner

En los incidentes de ayer frente al Congreso, el despacho de la vicepresidenta, Cristina Kirchner fue atacado cuando uno de los manifestantes lanzó una piedra y rompió una de las ventanas. En el momento, en que esa acción se produjo, la titular del Senado se encontraba en el despacho. Quienes también sufrieron ataques a sus oficina fueron el líder del bloque kircherista en la Cámara Alta, el legislador José Mayans y el senador y mano derecha de Cristina Kirchner, Oscar Parrilli.

El Gobierno porteño responsabilizó al oficialismo por los incidentes en el Congreso

Marcelo D’Alessandro, ministro de Justicia y Seguridad de CABA, habló sobre los incidentes frente al Congreso y sostuvo que «asumo la responsabilidad plena del operativo para lo bueno y para lo malo». «Para lo bueno porque rápidamente lo pudieron encapsular y separar de los que estaban manifestando y evitar la lesión de las más de 15 mil personas que estaban en la plaza», precisó y agregó que «para lo malo, es verdad que no había vallas».

En diálogo con Radio Mitre, el funcionario apuntó contra el oficialismo y remarcó que «el Gobierno nacional insiste en ordenar y exigir que no se pongan vallas tanto en Casa Rosada como en el Parlamento cuando hay este tipo de sesiones». Sin quedarse callado afirmó que «la consecuencia de esto es que cuando hay más de 15 mil personas, entre ellas muchísimas mujeres y niños, cuando la policía tiene que actuar por un grupo de violentos lo que tiene que primar es que se vaya sobre los violentos y cesen los actos de violencia». «Y no entrar generando una estampida que pueda traer ocasionado mayores problemas», subrayó.

Sobre quienes fueron los que ocasionaron los incidentess, aseguró que «los que generaron la violencia ayer eran del MTR» y recalcó que «están filmados e identificados». «Son los mismos que en diciembre de 2017 tiraron más de 10 toneladas de piedras al Congreso, que casi prenden fuegos también a polícias como lo hicieron ayer con las bombas molotov», detalló.

Sin guadarse nada, hizo hincapié en que «no nos olvidemos que esa agrupación, el MTR, pudo actuar con esa impunidad y con esa violencia porque los diputados del kirchnerismo habían metido un amparo en la Justicia para que la policía no actúe». «Fueron los diputados del kirchnerismo los que volteaban las vallas en ese momento e increpaban a los policías», afirmó y recordó que «en ese momento estaba Horacio Pietragalla, actualmente secretario de Derechos Humanos».