Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Buenos Aires

SOCIEDAD

Buenos Aires: 7 de cada 10 padres no paga la cuota alimentaria

La abogada especialista en derecho civil explicó cómo actúa el juez en casos de incumplimientos en las cuotas alimentarias.

<

La cuota alimentaria es un porcentaje que ambos progenitores deben cumplir para satisfacer las necesidades alimentarias de los hijos. Un nuevo estudio reveló que 7 de cada 10 padres que viven en Buenos Aires no pagan por alguna deuda o incumplen, a pesar de disponer de los ingresos. La abogada especialista en el caso, Mariana Gallego, explicó todo lo que hay que saber en materia jurídica para evitar dolores de cabeza.

«Ambos progenitores deben contribuir a la manutención de los hijos. Lo que pasa es que deben hacerlo en la medida de sus posibilidades y proporcionalmente a sus ingresos y necesidades de los hijos. Muchas veces pueden los dos tener a los chicos conviviendo en una modalidad de cuidado con compartimiento alternado y otras veces no, porque los hijos están fijos en una misma casa y el otro progenitor tiene un régimen de comunicación diferente», comentó Gallego en La Nación+.

«Hay un articulo en concreto que dice que ambos van a solventar la cuota alimentaria en la medida de sus posibilidades económicas y necesidades de los niños. En base a estos dos parámetros, el juez debe fijar la cuota», argumentó la abogada mientras iba respondiendo las consultas de los periodistas del estudio televisivo.

«7 de cada 10 madres separadas no recibe la cuota alimentaria. El 24,9% cobra de manera regular y el 15,3% cobra dinero de manera irregular», dijo el conductor, Luis Novaresio para explicar la problemática social que se vive en Buenos Aires. Luego, la especialista trató de desarrollar el tema para esclarecer las dudas de los televidentes.

«Es muy poco los casos en que el hay un salario en blanco y que el juez pueda ordenar la retención directa. Supongamos que se establece un monto y eso representa el 25% del salario y el juez le dice al empleador reténgale a su empleado (padre) ese dinero y deposítelo a la madre. Ese es el caso más fácil, pero el problema en la Argentina es el trabajo no registrado y es un motivo del incumpliendo o imposibilidad de ejecutar las cuotas alimentarias», sentenció Gallego.

«En caso de incumplimiento malicioso se puede embargar un auto, una moto, pero no los inmuebles indispensables como, por ejemplo, los electrodomésticos. A los hombres que trabajan con el auto se les puede prohibir la renovación de la licencia de conducir, hay otros casos donde se le ha prohibido acceder a su club de fútbol o la salida del país», indicó la abogada.

«La madre tiene que ir al juzgado cada 6 meses para la actualización de la cuota alimentaria debido a la inflación. Recién ahora está empezando a ocurrir en CABA, el establecimiento de actualizaciones automáticas en base a la inflación y los aumentos de sueldos. Por otro lado, hay una ley penal que establece hasta una pena de 2 años para los que incumplen maliciosamente la cuota alimentaria», concluyó Gallego. Incumplir maliciosamente la cuota alimentaria quiere decir que el progenitor dispone de los ingresos, pero no los quiere aportar.

Buenos Aires