Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
campo

SOCIEDAD

Crisis en el campo argentino: se perderán 25.000 toneladas de limón por la falta de gasoil y la sequía

Desde el campo están empezando a tirar la cosecha que no se puede trasladar a la industria por el costo de los fletes.

<

Elsa Rangoni, presidenta de la Asociación de Citricultores de Bella Vista, manifestó que en el campo de Corrientes se desecharán 25.000 toneladas de limones por la sequía, el bajo precio de la demanda y por la falta de gasoil que está incrementando los costos de los fletes. La falta de combustible está comenzando repercutir en el traslado de la cosecha de ciertos cultivos.

«Se perderán 25.000 toneladas de limones en Corrientes. La situación es difícil por el tema del precio del limón que está muy bajo y esta es la temporada de cosecha para la industria. Hay productores que no les conviene venderlos por los costos que tienen entre los fletes y las cosechas», sentenció Rangoni en una entrevista para el canal América 24 con Facundo Pastor.

«Hay que sacar los limones (maduros) de la planta, sino la planta se estresa y ya la planta viene estresada por la sequía… no fue una producción óptima como otros años, pero al no haber un buen precio en el mercado no nos rinde la cosecha», argumentó la dirigente que conoce en detalle los movimientos de los productores de limón.

«Recién se está empezando la cosecha, pero en algún momento la falta de combustible será un motivo, porque uno tiene que sacar un camión todos los días de la quinta a la industria y si falta combustible no se podrá trabajar en la quinta con el tractor, la chata y los vehículos para trasladar los limones», insistió Rangoni sintetizando las consecuencias de la falta de gasoil.

«La industria nos paga 5 pesos el kilo de limón, es decir, 5.000 pesos la tonelada. De los cuales, 4 pesos son gastos y un peso le quedaría al productor de ganancia por los costos de los fletes y la cosecha. Es lamentable la situación que estamos viviendo. Estamos viendo qué posibilidades hay de solucionar este problema. El tema es que al no haber combustible los fletes son muchos más caros», concluyó la especialista.