Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
River
Captura de TV.

RIVER PLATE

«Sin hacer goles»: tras perder con colón, el River de Gallardo alcanzó una vieja racha negativa

El Millonario lleva tres partidos sin poder ganar y sin marcar un gol.

<

La agenda de River presenta una serie de tres partidos donde no pudo festejar lo que es convertir un gol. Algo que genera bastante preocupación. Pero no es lo único que entrega. Después de la derrota ante Colón, el Millonario alcanzó una vieja racha negativa desde que Marcelo Gallardo se encuentra en el banco de suplentes en el rol de entrenador. ¿Podrá romperla en el próximo partido?

En la primera fecha de la Liga Profesional, el Millonario visitó a Defensa y Justicia y empató sin goles. Mientras que en la segunda recibió a Atlético Tucumán y nuevamente presentó grandes problemas para convertir. Y la suerte lo abandonó en la noche del miércoles. Porque en Santa Fe, no solo no pudo marcar un tanto sino que le convirtieron y conoció la derrota frente al Sabalero.

Aunque esta racha no es la primera vez que sucede. Debido a que en la Superliga correspondiente a la temporada 18/19, River encadenó una serie de tres igualdades sin marcar goles. Porque no pudo convertirle a Huracán, Belgrano y Argentinos Juniors. Al cuarto encuentro, se produjo un empate ante San Lorenzo que finalizó 1-1.

El cronograma de la Liga Profesional expone que el Millonario otra vez deberá visitar la provincia de Santa Fe en el marco de la cuarta fecha. Porque se medirá con Unión. Un rival que viene de ganarle a Barracas Central por 2-1, empató el clásico ante Colón 2-2 y en la primera jornada conoció la derrota en condición de local. Debido a que Tigre lo superó por 2-1.

¿Qué necesita River?

Delanteros. No puede permitirse pelear la Copa Libertadores, la Copa Argentina y la Liga Profesional con Julián Álvarez y Braian Romero. A razón de que uno se irá el 7 de julio, mientras que el otro hace varios partidos que no convierte un gol. Los restantes en la fila son juveniles de la reserva, los cuales Marcelo Gallardo no está dispuesto a subir porque no quiere que se quemen etapas.