Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
River
Captura de TV.

DEPORTES

La polémica declaración del árbitro Espinoza sobre Atlético Tucumán: «Se queja pero está puntero»

El juez que perjudicó al Decano fue inoportuno para declarar.

El arbitraje en el fútbol argentino está pasando uno de sus peores momentos, más allá de las constantes felicitaciones y premios de Federico Beligoy a sus jueces. Ayer Atlético Tucumán fue claramente perjudicado en La Bombonera frente a Boca y luego del partido el árbitro Fernando Espinoza dio una insólita declaración: «Se queja pero está puntero».

«Uno interpreta que no hay infracción, no hay penal y el VAR interpreta exactamente lo mismo entonces no hay que ir a revisar la jugada. Atlético se queja por una derrota por culpa del arbitraje y creo que también se tiene que quejar por el arbitraje que está puntero. Por una derrota nos quejamos y están punteros hace 18 fechas. Hay que buscar las excusas en otro lado«, aseguró Espinoza en ESPN.

En el fútbol argentino ya nada sorprende. Más allá de los horrores arbitrales que se ven cada fin de semana, para los jueces todo está a la orden del día por cómo declaran. Con un tono soberbio, prepotente y una autocrítica que no existe, ya pasó con Jorge Baliño (encargado del VAR ayer en La Bombonera) luego del polémico Barracas vs Patronato y ahora con Espinoza, uno de los colegiados más cuestionados de todos.

Polémica en Boca – Atlético Tucumán

La tecnología llegó para salvar al fútbol, pero en Argentina la están distorsionando y manipulando alevosamente. En cuestión de horas nada más, Gimnasia de La Plata contra Sarmiento en Junín y Atlético Tucumán ante Boca en La Bombonera fueron claramente perjudicados. Y como viene pasando fecha tras fecha, es probable que Beligoy felicite a los protagonistas con designaciones importantes para lo que viene.

La gran polémica

Transcurrían 46 minutos de la segunda parte cuando Ignacio Maestro Puch recibió un codazo de Carlos Zambrano (ya estaba amonestado) dentro del área que era para penal y roja. Sin embargo, Espinoza no vio infracción a primera vista. Y desde la cabina del VAR el polémico Baliño no lo llamó para revisar la jugada que podría haber cambiado el resultado.