Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Pollo Álvarez
Pollo Álvarez

ESPECTÁCULO

El duro relato de un artista en el programa del Pollo Álvarez: «Un abandono total»

El cantante G Sony reveló que no es aceptado en ninguna obra social debido a su sobrepeso.

<

Muy fuerte. De esta manera fue lo que se vivió en “Nosotros a la Mañana”, el programa que el Pollo Álvarez conduce a través de la pantalla de Canal Trece. Allí, delante de cada uno de los presentes, se pudo escuchar la palabra de G Sony, el joven rapero que está atravesando un duro momento, tal como lo contó primero en sus redes sociales.

“Hace bastante tiempo estoy teniendo problemas de salud y estoy sintiéndome muy mal con esto. Estoy queriendo a mejorar, pero una persona de mi peso no puede empezar una dieta sin saber el estado de mi cuerpo. Los dolores de mi cuerpo no los puedo mejorar porque ninguna obra social me está admitiendo”, lanzó sin tapujos.

“Estoy ofreciendo pagar el doble para hacerme un chequeo. Es angustiante porque a esta gente no le importa la salud de la gente. No me admiten en ningún lado. Voy a un hospital público y no tienen las maquinarias para hacerme un chequeo completo. Es muy desesperante. Sepan disculparme, pero no saben lo mal que me siento que no exista quien ampare a una persona por ser obesa. Es increíble el abandono que se siente y la discriminación que se siente”, señaló en sus redes.

“Si uno está queriendo conseguir una obra social para mejorar su estilo de vida y todas te rechazan, ¿qué significa eso? ¿Qué me tengo que morir o que tengo que sí o sí pesar 80 kilos para que me atiendan? Yo no pido que me regalen absolutamente nada y menos con este tema, pero ya no sé qué más hacer y quiero que me den alguna respuesta… Ya que me dicen que el motivo por el cual soy ‘no apto’ es ‘confidencial’”, sostuvo G Sony.

Delante del Pollo Álvarez, siguió hablando al respecto. “El video que subí a Instagram fue desesperación total por sentir un abandono total del sistema de salud. Uno necesita acceder a ciertas cosas para entender cómo está tu cuerpo. En la salud pública hay cosas a las que es difícil acceder. Yo peso 170 kilos, hay personas que pesan más de 250 kilos”, lanzó.

“Por ejemplo, se tienen que hacer una tomografía y no pueden acceder a ningún lado y a los gordos nos envían a un zoológico. Es por el tamaño del tomógrafo. Te desespera la imposibilidad de poder llegar a decir quiero mejorar mi estilo de vida y no puedo saber ni cómo estoy. Si voy a un gimnasio y hago algo de más puedo terminar con un mareo o con un paro cardíaco, mal. No se sabe en qué puede derivar sin conocer la problemática que tengo yo. Es injusto no poder saber si tengo diabetes o lo que sea”, sentenció totalmente indignado.