Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Matías Defederico
Matías Defederico

ESPECTÁCULO

«Me vieron»: Matías Defederico se quebró al hablar del último encuentro que tuvo con sus hijas

El deportista se mostró más directo que nunca al momento de hablar de las pequeñas que tiene en común con Cinthia.

<

Fuertísimo. Así fue lo que se vivió en «Secretos Verdaderos», el programa que lleva adelante Luis Ventura a través de la pantalla de América TV. El invitado fue nada más y nada menos que Matías Defederico, quien decidió hablar del conflicto que mantiene con Cinthia Fernández, luego de que la mediática viajara con sus hijas a Punta Cana, y él denunciara no haber sido notificado.

Delante de las cámaras, el exfutbolista reveló cómo fue el último encuentro que mantuvo con las pequeñas, teniendo en cuenta que la panelista de «Momento D» tomó la determinación de suspender el régimen de comunicación. Por esta razón, Matías fue a verlas al complejo donde los fines de semana practican deportes.

«Hoy, cuando llegué a la cancha, ellas estaban jugando un partido. Yo me puse en un córner, porque estaba Cinthia, para estar lejos y para no provocar nada, y cuando las nenas levantan la mirada y me ven, es un ‘estás ahí, pa’. Me vieron. Me vinieron a abrazar y me dieron un beso. Fue un ‘Hija te amo’. ‘Pa, te amo’. Estuve una hora y me fui a mi casa», sostuvo.

«¿Tus hijas están sufriendo esta situación?», quiso saber Luis Ventura. «Sí, sin dudas. Yo hablo con ellas», señaló Defederico. Fue en ese momento cuando reveló lo que sucedió mientras Francesca estaba internada. «Cuando pasó lo de Fran (con Cinthia) nos desbloqueamos. Y en un momento dije ‘si es algo grave voy a viajar y nos va a hacer bien. Vamos a estar en un momento juntos, como familia’. Pero no sucede nunca'», lanzó.

«Cuando Fran se volvió a descomponer, yo le puse ‘Cinthia, pasame la ubicación. Ahora sí voy a ir’. Y ella me dijo ‘yo acá adentro de la habitación no te quiero’. Yo quise viajar, pero recibí el mensaje ‘yo acá en la habitación no te quiero’, y la nena ya no estaba en el hospital, estaba en el hotel, y era ir era hacerle pasar un mal momento a mis hijas. Si yo iba, se iba a volver loca. Con lo que pasó, me demostró que ya no hay solución», sentenció Cinthia Fernández.