Connect with us

Hola, qué estás buscando?

DEPORTES

«Vamos mal…»: la bronca de Lionel Messi con una nueva regla en la MLS que lo obligó a salir de la cancha

El argentino fue víctima de una curiosa nueva regla en el fútbol de Estados Unidos y estalló de bronca: «Vamos mal…». ¿Qué pasó?

Lionel Messi Inter Miami
Foto de Inter Miami Instagram oficial



Inter Miami le ganó 3 a 2 a Montreal para seguir prendido como líder de la MLS, la principal liga de fútbol profesional en Estados Unidos. Esta vez, sin goles de Lionel Messi, que de todos modos fue importante para su equipo, que dio vuelta el marcador tras un mal arranque. Aunque Messi fue noticia por otra razón: su enojo con una nueva regla que introdujo la MLS.

La regla consiste en que los jugadores que deben recibir atención médica tras una jugada en la que no ve tarjeta amarilla o roja, tienen que esperar dos minutos por reloj fuera de la cancha hasta poder reingresar. El objetivo de esta norma es evitar las simulaciones y las demoras excesivas de tiempo. Pero Messi, un jugador que no suele apelar a esas estrategias, fue víctima de la norma. E hizo saber su enojo.

El argentino sufrió una fuerte patada, pero su infractor no recibió tarjeta amarilla. Y tras recibir atención médica, Messi se enteró que no podía volver a entrar hasta que se cumplieran los dos minutos. «Con este tipo de regla… vamos mal», dijo Leo al cuarto árbitro, enojado por la decisión. Curiosamente, mientras estaba fuera del campo, su compañero Matías Rojas tomó su lugar, pateó un tiro libre y marcó un gol.

El análisis del Tata Martino

«El gol de Matías nos puso en partido. Verdaderamente hasta ahí habíamos tenido algunas situaciones, pero no. Ahí empezamos a jugar diferente», dijo Tata Martino sobre la curiosa situación en la que Messi no pudo patear el tiro libre pero sí lo hizo el exjugador de Racing, quien se adaptó rápidamente a su nuevo equipo. Martino, sin embargo, no se fue contento con sus decisiones.

«Hoy intenté modificar en función a las virtudes que yo creo que tiene Montreal, sobre todo a la hora de gestación de juego. Y en los minutos que intenté modificar perdíamos 2 a 0. Así que hay una mala lectura de parte mía en cuanto a la preparación del partido y que después, con la modificación y el rearmado del 4-4-2, nos sentimos más cómodos. Somos más nosotros y entonces pudimos revertir el partido», dijo el Tata tras el partido.