Alan Franco, más afuera que adentro de Independiente

El representante del defensor aseguró que hay sondeos para llevárselo en le próximo mercado.

Independiente viene dando muestras de tener buenos valores en las divisiones inferiores. Uno de los que más se asentó en los últimos años fue Alan Franco, defensor que se ganó su lugar de la mano de Ariel Holan. De hecho fue una de las figuras en el equipo que consiguió la Copa Sudamericana en el 2017, y hasta llegó a ser citado para la Selección Argentina. Ahora todo indica que su futuro está más afuera que adentro del Rojo.

Es que el club de Avellaneda no pasa por una buena situación económica, y para equilibrar las finanzas necesita vender. Uno de los apuntados es el zaguero central, que tiene una cláusula de 20 millones de dólares, aunque si llega una oferta de cuatro millones lo dejarán ir. Para dar mayores precisiones el que habló fue Gustavo Franco, que es el tío del jugador y además oficia como representante. En diálogo con De la cuna al Infierno, comentó lo que pasará con el zaguero.

A las puertas de una venta

Hay una promesa de salir en este mercado. No está cerrada la puerta de Los Angeles Galaxy, aunque también hay sondeos de Europa“, aseguró. En el mercado de pases de enero, Franco estuvo muy cerca de irse al equipo que actualmente dirige Guillermo Barros Schelotto. La oferta inicial fue de 3 millones y medio de dólares por el 50% del pase. La operación no se dio por diversos motivos, aunque parece que ahora es el momento indicado para que se de la venta.

No obstante el precio del jugador seguramente sufra cambios. “Entendemos que por la pandemia los valores pueden bajar. La semana que viene nos reuniremos con los dirigentes para tener un valor de referencia”, concluyó el tío del zaguero. Lo cierto es que está todo dado para que en las próximas semanas se confirme la salida del jugador de 23 años, que en su momento fue tildado como el gran defensor para el futuro de la Selección Argentina.

Diferentes circunstancia fueron haciendo que pierda su nivel, y hasta fue relegado al banco de suplentes en Independiente. Tal parece que tendrá que encarrilar su carrera en otro sitio. Con el dinero de la venta, los dirigentes buscarán saldar varias deudas con el plantel, y con otros clubes que intimaron por falta de pago en traspasos. El que tendrá varios dolores de cabeza es Lucas Pusineri, que ve como se van más jugadores de los que llegan en cada mercado de pases.

Compartir en: