Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Banco Central

ECONOMÍA

La carrera contra la devaluación: el Banco Central depende de un nuevo desembolso del FMI

Se acerca un vencimiento muy alto en marzo y cerrar la negociación es una obligación para evitar la espiralización de la crisis económica.

<

En el mes de enero, el Banco Central pagó 1100 millones de dólares al FMI y las reservas se ubican en el número más bajo de los últimos 5 años. Los vencimientos del organismo internacional siguen impactando y el Gobierno nacional espera que en marzo se cierre el acuerdo para evitar que se sigan yendo grandes cantidades de dólares y así disminuir la devaluación acelerada del peso.

Hasta el jueves, según datos de la agencia NA, las reservas internacionales se ubicaban en U$S37.566 millones, pero con el último pago los números quedaron por debajo de los U$S 37.000 millones. Aunque lo más alarmante es que el dinero disponible para utilizar en pagos es menor a los 2.000 millones. Por lo tanto, el preacuerdo con el FMI permitió aliviar la situación cambiaria hasta marzo.

En febrero la entidad autárquica deberá abonar 200 millones de dólares al Club de Paris otro fondo de inversión externa al que le debe dinero. Lo cierto es que no es un pago que pueda afectar a las reservas, sin embargo, en marzo habrá un vencimiento por 2900 millones de dólares al FMI, un número imposible para las condiciones actuales del Banco Central.

¿Cuál es la propuesta que quiere el Gobierno por parte del FMI? El objetivo es refinanciar la deuda de 40 mil millones a pagar en un plazo de 4 o 10 años. También, le exige al Fondo que le devuelva entre 4500 y 5000 millones de dólares por haber utilizado en 2020 los (DEG) que debían ser para la pandemia, pero que el Gobierno argentino tuvo que destinar injustamente a la cancelación de pagos de los últimos tres meses para no caer en default.

¿Cómo serán los desembolsos que recibirá el Gobierno de Alberto Fernández por haber cumplido los vencimientos del 2021? Los salvatajes económicos serán depositados cada tres meses y deberán ser aprobados por una comitiva del FMI que analizará los avances económicos de la Argentina de forma trimestral. Por lo tanto, si el oficialismo no cumple con los objetivos planteados, no se desembolsará absolutamente nada.