Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Fernando Báez Sosa

SOCIEDAD

Los médicos que atendieron a Fernando Báez Sosa indicaron que las lesiones eran «incompatibles con la vida»

Declararon la médica que atendió a Fernando Báez Sosa en la calle y el forense que le realizó la autopsia.

Luego de cinco días llenos de testimonios que complican más a los imputados, seguirá el proceso con más declaraciones, se sumaron declaraciones claves de los médicos que atendieron a Fernando Báez Sosa. Tanto Dolores Silvana De Piero, la doctora que lo atendió en la calle mientras agonizaba, como Diego Duarte, el forense que hizo la autopsia, indicaron que las lesiones eran «incompatibles con la vida».

Al salir del Tribunal (TOC 1), Duarte habló con la prensa y relató brevemente lo que contó frente a los jueces. «Tratamos de dejar en claro las causales de la muerte de Fernando, quién tenía lesiones incompatibles con la vida en el sistema nervioso», explicó según NA. «Murió producto de un traumatismo grave de cráneo producto de múltiples golpes. No fue solo un golpe, es una sumatoria de todas las lesiones que tuvo en diversos órganos«, detalló.

Durante las declaraciones, el forense dijo que tenía imágenes del cuerpo de Fernando que no estaban en el expediente. Ante ello, uno de los fiscales solicitó su muestra, pero los jueces rechazaron por unanimidad solicitada, ya que no están presentes en el expediente ni serán agregadas después de la declaración. «Es una sorpresa que nos afecta en demasía», dijo Hugo Tomei, el defensor de los rugbiers.

Cómo fue la autopsia de Fernando Báez Sosa

El relato de Duarte comenzó cuando se enteró de la causa: «Trabajamos con un protocolo que cumplí. La autopsia se llevó a cabo en la morgue del hospital de Pinamar. Primero vi a la víctima en Villa Gesell. Yo tomé conocimiento del caso, supe que Fernando estaba en el hospital de Villa Gesell y como vivo en la esquina del hospital, crucé para ver cómo estaba», explicó.

«Hice un examen previo para tener la visualización de con qué me iba a encontrar en la autopsia. Fernando yacía en una cama, presentaba múltiples agresiones en la parte del rostro. Pedí que se le realice una tomografía computada para ver un panorama general de lo que presentaba el cuerpo. El resultado tardó un rato en llegar. Yo lo vi y tenía una importante hemorragia por dentro del cráneo. Además, tomé imágenes con mi celular particular para tener una aproximación de las características de las lesiones que aún conservo en mi teléfono», detalló.