“Macri destruyó todo el tejido comercial e industrial”, aseguró un comerciante

La realidad de los comercios en Argentina.
<a href="https://elintransigente.com/economia/2019/10/12/macri-destruyo-todo-el-tejido-comercial-e-industrial-aseguro-un-comerciante/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-12T22:00:47-03:00">octubre 12, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-12T22:00:49-03:00">octubre 12, 2019</time></a>

El programa televisivo ‘Noticias de 17 a 21’ entrevistó a varios comerciantes que relataron sus vivencias en la crisis económica. Atrás de ellos se veían imágenes del cierre de la empresa Zanella en Caseros. La compañía encargada de fabricar motos despidió un total de 70 empleados de la fábrica de esa localidad. “Hubo despidos masivos. Alrededor de 70 personas llegaron a la planta y les entregaron una copia del telegrama”, dijo Hernán Torres.

Uno de los entrevistados fue Julio Haddad, que pertenece a la organización ‘Comerciantes Activos’. Al comienzo de la entrevista, Haddad manifestó que, producto de la crisis económica, “tuvo que cerrar uno de sus locales en el barrio de Villa Urquiza”. “La crisis no empezó hace dos semanas”, ironizó Julio Haddad. “Esto viene hace rato, y venimos denunciando los masivos cierres de locales en el barrio”, explicó uno de los integrantes de la asociación.

En este sentido, Haddad informó que, en la ciudad de Buenos Aires, se cerraron más de 7.500 comercios. “Este número es el reflejo de las políticas económicas que llevó adelante el presidente Mauricio Macri“, consideró Julio Haddad. “Este Gobierno Nacional destruyó todo el tejido comercial e industrial”, alertó el integrante de ‘Comerciantes Activos’ de Capital Federal.

Marcelo Fernández, de la Confederación Empresaria de la República Argentina (CGERA), ironizó sobre que “todos coinciden en que les va mal”. “Se trata de la primera vez que logramos un consenso, en otros años, con la marcha de la economía, algunos la pasaban mejor que otros”, analizó Fernández. “Hay una unificación de criterios que no hay un sector que diga ‘a mi me está yendo bien'”, insistió el titular de CGERA.

Darío Berges, dueño de un corralón, expresó que “la crisis económica los afectó profundamente”. “Imagínate cómo vas a vender una abertura de aluminio que está precio dólar y que todos los días se mueve”, reflexionó Berges. “La gente no tiene para comprar un litro de leche, menos va a comprar una ventana”, expresó Darío Berges. “Es catastrófico lo que cayó la venta, muchos te hablan de un 30 por ciento, en mi caso, te hablo de un 80%”, sentenció Berges.