Advierten que en los próximos días se terminarán los cigarrillos por el quiebre del stock

El titular de la Federación Argentina de Kiosqueros (FEDARKI), Sergio de Acha, habló con El Intransigente sobre el impacto del cierre de las tabacaleras.

El titular de la Federación Argentina de Kiosqueros (FEDARKI), Sergio de Acha, advirtió que peligra el abastecimiento de cigarrillos por el cierre de las fábricas. “El stock está quebrado”, aseguró en una entrevista para El Intransigente. El representante del sector comercial informó que “están quedando solo algunos modelos en algunos quioscos” y que podrían acabarse en los próximos días. Esta situación afecta a todo el país, no solo a Capital Federal y provincia de Buenos Aires.

Tal como explicó De Acha, las tabacaleras cerraron sus puertas tras el comienzo de la cuarentena. “Eso hizo que Philips Morris Argentina y BAT (British American Tobacco), que son las dos principales, agotaran todo su stock”, señaló. Ambas empresas le entregaron su producción a las distribuidoras, a las que ya “no les queda nada”. “A partir de hoy, ya vendemos lo poco que nos queda en los quioscos”, indicó el empresario.

El referente de FEDARKI alertó que “si no se produce la reapertura de las fábricas, no va a haber cigarrillos”, pues “el stock está quebrado” y solo quedan “algunos modelos en algunos quioscos”. Esta situación se verifica en todo el país, no solo en la Capital Federal. “Buenos aires, Mendoza, Córdoba y Mar del Plata también enfrentan el mismo problema de desabastecimiento a raíz de que no se está produciendo cigarrillos”, le explicó a El Intransigente.

En declaraciones radiales, el secretario general del Sindicato Único de Empleados del Tabaco de la República Argentina (SUETRA), Raúl Quiñones, lanzó la misma advertencia. “La producción nacional llegó a su fin. Lo que están haciendo las dos multinacionales para evitar el desabastecimiento es importar de Brasil y de Chile. Eso genera una gran preocupación porque empiezan a entrar en juego las fuentes de trabajo”, expresó.

Situación de los quioscos ante la pandemia

De Acha aseguró que los quiosqueros viven momentos críticos desde que comenzó el brote local de coronavirus. “Aquellos que pudieron abrir empezaron a vender solo el 10 o 15% de su venta habitual. Hay colegas que son personas de riesgo y que tienen edad, por lo que se les complica estar atendiendo”, describió. “Ahora, con este problema de los cigarrillo, se volvió casi nula la venta porque el cigarrillo es un gancho de otras cosas. Además, al haber menos tránsito de gente en las ciudades y menos consumo se hace difícil sostener los locales”, concluyó.

Compartir en: