Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Boca
Twitter Boca oficial

BOCA JUNIORS

«Están de joda» y «no tiene mentalidad»: Benedetto prendió el ventilador y liquidó a los juveniles de Boca

Darío Benedetto estalló contra Agustín Almendra y Alan Varela con duras declaraciones por sus actos de indisciplina en Boca.

Después de la sanción de Sebastián Battaglia a Agustín Almendra y Alan Varela por «actos de indisciplina», el avispero no deja de moverse en Boca. Al contrario. Darío Benedetto no se quedó callado y habló sin filtro de sus compañeros. El goleador castigó a Almendra, a quien acusó de no tener «mentalidad» para jugar en Boca, y apuntó a los juveniles por irse «de joda».

«Con lo que pasó con Almendra y Varela creo que ya tiene que quedar claro que la camiseta de Boca es muy grande como para que estén de joda», dijo Benedetto en la previa del duelo de Copa Argentina ante Central Córdoba de este miércoles. El delantero aseguró que la situación con los juveniles «no se aguantaba más» y apoyó a Battaglia: «Bancamos a muerte la decisión del cuerpo técnico y del Consejo de Fútbol. Todo pasa un límite».

Almendra fue separado del plantel por destratar a Battaglia. Varela, en tanto, cometió un «acto de indisciplina» no revelado y podría volver a ser considerado. «Respeto a los referentes, a los ídolos. Siempre me hice respetar. Estos problemas la verdad que no los vi nunca», dijo Benedetto, que se afianza así como el gran referente del plantel.

Benedetto duro con Almendra

Benedetto apuntó duro contra Almendra. «Es un jugador del club y características les sobra para jugar, pero mentalidad no», castigó Pipa. «Lo que estaban tratando de hacer era buscarle un camino y que cambie su postura y mentalidad. Siempre hay que estar sumando. Agustín nunca entendió la camiseta que tenía puesta», manifestó el delantero.

El goleador diferenció el caso de Almendra de Varela. «También fue una decisión correcta, un acto de indisciplina, puede tener remedio, hay que seguir aconsejándolo. Lo de Agustín (Almendra) es algo irremediable. Pero Alan de a poquito tiene que ir entendiendo las cosas. Hay que acompañarlo y bancarlo».