¡A tomar sol! Expertos aseguran que hace bien para el sistema digestivo

Ahora, expertos recomiendan una breve exposición al día
<a href="https://elintransigente.com/mundo/salud/2019/10/25/a-tomar-sol-expertos-aseguran-que-hace-bien-para-el-sistema-digestivo/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-25T06:56:41-03:00">octubre 25, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-25T06:56:42-03:00">octubre 25, 2019</time></a>

Al revés de la corriente. Ahora, tomar un poco de sol es beneficioso para la salud, según acaban de informar, no sólo porque aumenta la vitamina D, sino porque ahora se concluyó que “ayuda a tener una vida más sana a nivel intestinal”, detalla la agencia ANSA tras un nuevo estudio. Para los investigadores, “la breve exposición a los rayos ultravioleta no solo aumenta la vitamina D, sino que también podría conducir a una colección más variada de bacterias intestinales”.

Así lo explican los expertos en la publicación Frontiers in Microbiology donde “los especialistas descubrieron que, los efectos de la luz ultravioleta en los microorganismos intestinales debido a la baja exposición de luz, los niveles insuficientes de vitamina D y la falta de diversidad de microbiomas se han relacionado con ciertas afecciones inflamatorias de la salud. Por ejemplo, una fuerte inflamación intestinal”.

Else Bosman, investigador del Departamento de Medicina Experimental de la Universidad de Columbia Británica, aseguró que se trata “del primer estudio en el que encuentra un efecto directo de los rayos UVB en los microbios intestinales”. Asimismo, el documento también indica el importante papel que desempeña la vitamina D, principalmente en el “mantenimiento de una composición saludable de microbios intestinales”.

Los investigadores se basaron en los casos de 21 mujeres sanas con un promedio de 28 años de edad para explorar el impacto de la luz solar en el microbioma, es decir, los microorganismos que puebla el intestino. Algunas mujeres habían estado tomando suplementos para elevar la vitamina D, mientras que otras tenía niveles insuficientes de la misma. Luego de estar expuestas al sol, los niveles de vitamina D aumentaron en la mayoría de los voluntarios.

También se dio en aquellas que tomaron suplementos porque las voluntarias que tenían niveles bajos de vitamina luego ascendieron a niveles normales y, al mismo tiempo, sus microbiomas se habían vuelto diferentes. De esta manera, las personas con enfermedad inflamatoria intestinal, con problemas para absorber nutrientes a través de sus sistemas digestivos, pueden pasar un tiempo al sol como forma efectiva de aumentar los niveles de vitamina D.